Ir al contenido principal

Entradas

MI CHAW

MI CHAW

-niña bonita-


Las mafía no saben de sustantivos
ni adjetivos,
de madres que paren,
de superviviencia o muerte.
Mi Chaw nació entre la jungla,
rodeada de voces milenarías
de árboles verdes y frondosos
entre gemidos de la madre
elefanta.
Era una bebe linda y querida
por su madre y su manada,
pero no le dieron tiempo a ser
una hija, hermana,
y madre elefanta.

Murió buscan el calor materno
de su madre,
llorando el olor de su alimento
calló arropada entre senos humanos,
y manos de hombres bueno,
acariciada por niños y niñas
que nunca pudieron suplir
el amor de la madre elefanta.
Ya no correteará por la selva,
levantará su trompa,
cruzará caminos ancestrales
y los registrará en su memoria.

El comercio del piel de animales
mata sin sentido,
la medicina china es complice
de la muerte de elefantes
asesinados por el marfil,
las trompas, la piel y sus sexos.

El cancer que los mata dicen ser
humanos,
utilizan machetes para cuartearlos
y vender por unos euros
la vida y supervivienc…
Entradas recientes

EL TIEMPO

EL TIEMPO
Cae.
Se diluye entre ruegos
y preguntas,
es como anzuelo sin mordida
o río con el cauce cambiado
Bastará una tormenta para que ruja
Desbastando el llanto del firmamento.
Se quedará sobre el hombro el dulce
Reloj del tiempo,
El rubor de las caricias,
La sal de la mar nunca fue
Gozo del riachuelo.
Nuevamente quedarán en las antesalas
De los gozos perdidos
Las esperas nuestras ruborizando
A este tiempo que espera caer
Otra vez
De nuevo
Sin remedio.
1.05.2019
Carmen Hernández Rey
©® autora extremeña

¿MUERTAS O ASEINADAS?

¿MUERTA O ASESINADA?

¿Cuántas veces deben ser ultrajadas,
¿Las mujeres exterminadas?
¿Quién exigirá que se dé una información
veraz,
exacta
con cada una de este holocausto de género?
¿Para cuándo las martirizadas,
Las asesinadas, serán desde el minuto cero protegidas
Antes de ser exterminada con la infamia de todo
un sistema machista?
¿Comenzarán… cuándo comenzarán poniendo
Los rostros de los asesinos desde el primer día,
¿Dejarán de pixelar sus caras basuras?
¿Por qué, por qué y por qué,
¿Sus felonías cuando ya son claras en sus víctimas?

Decid, de quien da la orden de tapar
la cara de: asesinos,
Torturadores,
violadores
Los que actúan a sangre fría,
Piensan, programan
ejecutan con la maldad
y alevosía quedan impune delante
de quienes los miran
¿Qué desmedida impunidad para estas
alimaña genocida, por qué?
¿Para cuándo contarán los hechos?
¿Restituirán las voces de las víctimas?
¿Dejarán de defender a los criminales
A los Feminicidas
A los parricidas, desde el primer día,
Nos darán las noticias con la foto,…

FUNDAMENTOS A SABER

FUNDAMENTOS A SABER

Quizás hoy no necesite
corsé,
¡quizás!
Tampoco necesite ponerle aros
a mis formas,
ayer firmes y tersas
como duraznos apuntando
a la luna,
¡Quizás!
Los lápices nunca fueron
para ponerlos debajo
de mis senos,
ni debajo de mis muslos
y menos esconderlos en la manga
de mi blusa.
¡Quizás!
No tenga la necesidad
de guardar a mi sexo entre
fibras que compriman,
ya sé que mi mente absorbe
cada mutilación antes
de ponerle nombre,
porque viene de largo
porque me viene de viejo
y a mi cuerpo ataron
a mis células nombraron
con las costumbres bárbaras,
de la misoginia de los bárbaros.
¡Quizás!
Hablemos distintos lenguajes
posiblemente sea
porque mi lengua es la materna,
es la que me fue dada,
en los orígenes primero
de un tiempo antes de ser
humano,
¡Posiblemente!
Aún cueste pedir humanidad
a quien no crea posible
manifestarla y hacerla.
24.04.2019

FUNDEMOS

FUNDEMOS
El lagar de los sueños
Puesto que perdura el frugal retoño;
¡de las vides en las bodegas!
Para goce del terruño
En las copas con aromas de hogaño
estrellas resilentes en rebaño
Reposan
¡delirando! Relucen el año
En las manos del tajo sin engaño

FUNDEMOS
El besar de los labios
Jugando y lunáticos
¡Sucumbiendo!
En los abrazos de un dios
Baco
Tomemos la lira de amantes locos
Y vagabundos.
23.04.2019
Carmen Hernández Rey
©® autora extremeña

JUZGAR SIN MAZO

JUZGAR SIN MAZO

No juzgues mi tiempo
mi silencio
y todas las formas de escupir
mi dolor.

Observa a mi cuerpo
abierto en canal en el reloj
sin tiempo,
absorto en la ignorancia
en las pétreas letras.

No busques más.
Nada hay de otro tiempo
se suicidó
sin pedir cuentas ajenas
ni propias.
Juzgar sin mazo
sin reloj
sin pared
que sostenga los pedazos
suicidados.

22.04.2019
Carmen Hernández Rey
©®autora extremeña

LA BONDAD ÚTIL

LA GENEALOGÍA DE LA MORAL
«Quienquiera que haya construido un nuevo cielo no encontró el poder suficiente para esa empresa sino en el fondo de su propio infierno». Friedrich Nietzsche
LA BONDAD ÚTIL
-de un sexo-
O… La necesidad de un tonto útil,
la maldad cómo se podría entender
está en una genealogía que pocos
quieren tender, que fue creada
para su poder.

LA bondad inútil de la sociedad que mantiene
A -chivos expiatorios- para sus fines de maldad
infrahumana y presupuestos fomentados
en lo masculino, como lo bueno y correcto,
exige el sacrificio útil del colectivo,
En contra del otro.

Superpone una bondad exigente,
El reclamo, a la no rebeldía
Del frente al macho alfa,
Que con burudanga te impide el grito,
En los actos amoral del opresor,
Y los cómplices de las nuevas
cárceles y el robo de nuestra libertas
y emancipación.

El quebrantamiento de la justicia
los delitos más terroristas,
más obsceno
siguen teniendo una misma dirección
y está a favor de la superstición sempiterna
de los valores que -a bu…

CERRARÉ

CERRARÉ
-Homenaje a Victor Hugo y Margarita Youcenar-

Los ojos y esperaré
un espacio neutral donde
la justicia venga de la mano
de Cuasimodo.

A todo lo bello pondré un cristal
opaco sin color,
y desearé que del último
y único ojo, fluya la gota de rocío
en el pétalo del rostro
maltrecho.

Así cuando el patíbulo se imponga
las cuerdas del navío
descenderán hasta el infierno
para que mi galera alce las velas
en manos misericordiosas,
desde la torre sonora,
repicará la pluma de quien
busco intramuros la belleza
de gitana,
¡Quizás! Salvando de las llamas
aquel fuego, tengamos el regusto
de abrir un libro.
15.04.2019
Carmen Hernández Rey
©®autora extremeña

POULTRY

POULTRY
-aves de corral-

Realmente perdemos las plumas,
domesticamos a las alas,
haciéndonos aves de corral
con escasa agua,
pésimo pienso,
esportón de goma esperando,
la puesta matutina de la duda,
la duda existencialista
que nadie pudo descifrar.

¿Qué fue antes, la gallina o el huevo?

Poultry

Esta es la esencia por la que mi vida
escapa de la cotidianidad
de lo absurdo,
sé, sé que las aves de corral
siguen manchando el cemento,
dejando el suelo infértil,
patas sobre ramas muertas
para dormitar,
y las plumas siguen cayendo
en sus evacuadas,
y lastimeras sus alas arrastras
siguen sin poder volar.

Digamos, digamos que las aves no nacieron
Solo para subsistir entre alambradas
de mentes necias,
digamos que…
...ni la poesía está tejida en alas
de aves de corral.

14.04.2019
Carmen Hernández Rey
©®autora extremeña

MEZCLA

MEZCLA

A la brisa con la luna,
a la noche con la calma,
alisa a tu mente con los sueños
de la niña frente al espejo,
jugando con su pelo y oliendo
a champú de huevo.

Zambulle a tu cabeza en aquel
cubo de pozo,
¡agua tibia en invierno!
a tus sueños mezclados con la sabiduría
de manos esculpidoras en la tierra,
abridoras de surcos
en el manantial oculto

Se une la brisa con la luna,
a la pasión de aquellos primeros
versos,
que nacieron en la niñez
del sueño donde los besos
se sienten en los valles
14.04.2019
Carmen Hernández Rey
©®autora extremeña

SED

Así habló Zaratustra: "¡Amad siempre a vuestros prójimos igual que a vosotros, pero sed primero de aquellos que asimismo se aman...!" Nietzsche


SED...


La primera en verte,
sed...
La luz que alumbra a ese sol,
sed...
De la noche a la luna,
sed...
De tu yo, la más próxima,
sed...
-para ti- corazón latiendo
sin disculpa
sed...
Latido que no escupe a la vida,
sed...
Alegría en lágrimas de ojos,
Sed...
Perdón para tu culpa y mi culpa
y lluvia fuera de las salíferas
niñas
Sed...
Agua que calma heridas,
sed...
Bálsamo en la sal,
azul que matiza
y no opacan el verde
de tus pupilas,
Sed...
Del hoy y el ayer,
el mañana tú...
-siempre tú-
la mejor oferta
para mi dicha,
Sed...
Amor cerrando heridas,
sed...
Vida de mi vida.
6.8.2016
Carmen Hernández Rey
©® autora extremeña
todos los derechos de autora

BESOS

BESOS Maldito de judas De personas sentadas para ver Pasar el beso desenlace del beso De Judas, La santa cena, La columna donde el reo sea yo. Besos
Hay besos de siliconas
De amargura
De tristeza
De roces que intoxican
De marrullerías o de cobas
Pretendiendo hacer creer que hay
onda, son los besos más
surrealistas de todos los besos

Besos… besos… besos
Los hay pedigüeños,
Necesitados de más,
Glotones de muchos mas
Hambrientos de todos los besos
De aquella boca que te quieres comer
A besos, a dentelladas,
Besos.
Besos hay besos que te llegan al alma,
Que te incendias los ojos,
Que te vuelan los sesos,
Que retumban palpitando
En el sexo…
Esos son los besos que quiero
No perder en mi calma.
13.04.2019
Carmen Hernández Rey
©® autora extremeña

ALTAMENTE ALTERADA

ALTAMENTE ALTERADA


Mi alma me mira,
me siente,
me juzga
con ojos
de garrapata,
con pico de águila...
me atrapa entre sus zarpas
como guepardo.

Me altera
descoyunta
desfigura sin sutilidad,
en la desproporcionada luz
de la tormenta,
fraguadora es junto
a Cronos del fuego
que calcina.
11.04.2019
Carmen Hernández Rey
©®autora extremeña

SISU -SEÉ SOO-

SISU

-see’ soo-

Los trozos a veces se recogen con pinzas otras a palas,
y muchas con aspiradoras.

Leemos que hay emociones que deben pasarse por la razón,
desmigarla y cribarla por el cerebro
con todos sus grises
con todas las gamas del rojo
corazón.

Leemos diez consejos, cien mil
lemas, pero nadie te indica el camino,
la posada para descansar
o el rulo dónde sacrificar
las heridas.

Sisu -see’ soo, leemos el gráfico
de un electro en shock,
de cien revolución en una misma,
esperando a orillas de un río
cerniendo arena buscando
pepitas de oro,
oro para fundir y reparar
el daño emocional,
ese que nadie habla.

Leemos los métodos
los nombres, solo que nadie
nos enseñó hacer fuego
en nuestra propia fragua
para ir preparando a nuestras
heridas.
11.04.2019
Carmen Hernández Rey
©®autora extremeña